Inicio > Espectáculo > “Cachao, Francesco”

“Cachao, Francesco”


Disney/Pixar nos entrega esta segunda parte de su tan recordada cinta “Cars”, con los mismos personajes que nos cautivaron la primera vez, mas algunos nuevos que se integran para dar interesantes matices a esta secuela. El carismático Rayo McQueen y su inseparable amigo, la grúa Mate, se ven involucrados en situaciones de gran riesgo y aventura de las que, claro está, ambos salen ilesos, triunfantes y con muchas lecciones  y valores aprendidos.

Lo destacable de esta cinta es la recreación de escenarios clásicos europeos en donde se desarrollan las carreras de los autos y transcurre la mayoría de acción. Ya no sorprende a nadie la fidelidad con la que la técnica digital puede reproducir los paisajes italianos, franceses o ingleses, con sus respectivos “landmarks”, como el Coliseo Romano, La Torre Eiffel y el Big Ben. Sumado a esto, la producción no descuidó conjugar los modelos de autos con el lugar del que procedían, así como mostrarnos a un simpático auto clásico en el personaje de la Reina de Inglaterra.

Por otro lado, tenemos que señalar algunos errores que pudieran restar puntos a este filme. Por ejemplo, cuando los protagonistas se trasladan al Japón no está clara la transición y, los elementos que harían que el espectador asocie el escenario con el país oriental no se dan hasta cinco minutos (o más) de haber llegado todos a la nación nipona; ello deja cierta sensación de confusión al finalmente descubrir donde era que habían llegado todos. Algo adicional es que, en un momento de la acción, uno de los autos que se encontraba prisionero dentro del Big Ben, sale volando a través del reloj, produciéndole un forado al mismo; ¿cómo habrán tomado esto los ingleses? Finalmente, hacia el final de la película, Rayo McQueen se hace anotar una frase en la placa posterior en represalia a la que Francesco Bernoulli, su rival, había puesto al principio (“Ciao, McQueen”); sin duda la frase que exhibía McQueen había sido traducida del inglés para el gran mercado mexicano que vería la versión traducida del filme, de este modo, la frase de la placa quedó así: “Ka-ciao, Francesco” (léase: “cachao, Francesco”, que en México puede significar algo como “te atrapé, Francesco”), mas, se descuidó la lectura que se le puede dar en otros países latinoamericanos en donde “cachao” tiene una connotación totalmente fuera del contexto lúdico e infantil. Sinceramente no sé qué responderá, por ejemplo, un padre peruano a su menor hijo cuando éste le pregunte: “Papá, ¿por qué Rayo le dice a Francesco que está cachao?”

En resumen, Cars 2 es una secuela que entretiene e ilustra y que vale la pena ver, sobre todo si la primera parte nos dejó ese gustito tan agradable por su buena producción y acertado guión.

Categorías:Espectáculo Etiquetas: , , , , ,
  1. Johnn
    agosto 4, 2011 en 12:51 pm

    Me encanta esa pela…!!!
    Good choice 😉

  2. agosto 4, 2011 en 9:43 pm

    No voy a negar que me gustó bastante, mas creo que no superó a la primera. Otra que me gustó mucho fue Kung Fu Panda 2, pero esa fue, sobre todo por la dulce compañía que tuve de mi Milky Way 🙂

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: