Archivo

Posts Tagged ‘aniversario’

¡Dos años muy productivos!

febrero 28, 2013 4 comentarios

Image

Es ocasión para celebrar. Hoy nuestro querido blog La Mazmorra de mi Suegra cumple su segundo año y lo hace en medio de la algarabía de sus seguidores.

Cuando decidimos emprender la aventura en solitario nos propusimos hacer una terapia de catarsis debido a los múltiples acontecimientos que nos embargaban en ese momento, pero, a la vez, era nuestra intención el poder llegar a los lectores de todo el orbe con nuestro aporte, experiencias, comentarios y consejos, y es claro que nuestra meta está siendo cumplida.

Hoy, gracias a Facebook, la comunidad global ya tiene acceso a nuestro periódico web y estamos insertos en la vorágine de la comunicación cibernética. Esperamos continuar productivos muchos, muchos años más y, junto a ustedes, celebrar cada 28 de febrero un año más de éxitos.

Je t’aime Trujillo

Hoy, hace doce años llegué a esta ciudad para cubrir un importante puesto de trabajo. Había pedido licencia de un mes en mi centro de labores en Lima, pero creo que el traer tanto equipaje conmigo era como una premonición.

Permanecí en aquella empresa un año, después del cual, decidí establecer mi propia empresa y luego conseguir otro empleo más por horas para poder pagar los gastos fijos. Luego, mis objetivos fueron cambiando, y aquel trabajo eventual se fue tornando en el empleo principal al que más tarde, dedicaría casi la totalidad de mi estado de vigilia. Por ello, mis actividades como empresario pasaron a un segundo plano.

En el plano sentimental he conocido el amor y el desamor y he concluido que la soledad es el precio de la independencia y que por ello hay que saber llevarse bien con ella. Mas, cuando no ha llenado el amor mi corazón, mi cuerpo no se ha privado del ardiente contacto de otras pieles y he llegado a todos los planos a los que mis sentidos me han querido llevar.

A pesar de no haber nacido aquí, me siento un trujillano más, pues en esta ciudad proclamé mi verdadera independencia y logré conquistar aspectos en mi vida que nunca hubiera podido si me quedaba en la ciudad capital. Siento, a cada paso, el latir de este pueblo en mi pecho propio y remo en el mismo sentido que lo hacen mis hermanos nacidos aquí.

Trujillo es el amor que nunca me ha traicionado y el que estará siempre a mi lado, en las buenas y en las malas; es el compañero de vida que siempre soñé y en cuyo seno me gustaría dormir cuando la vida, al final del camino, cierre mis ojos.

Categorías:Local, Pessoal Etiquetas: , , ,
A %d blogueros les gusta esto: